lunes, 29 de febrero de 2016

PAPA FRANCISCO RECUERDA EN CUARESMA: NUNCA ES TARDE PARA CONVERTIRSE, PERO ES URGENTE!


Papa Francisco recuerda en Cuaresma: Nunca es tarde para convertirse, ¡pero es urgente!
Por Alvaro de Juana



 (ACI).- El Papa Francisco presidió hoy de nuevo el Ángelus desde la ventana de su estudio pontificio en el tercer domingo de Cuaresma y recordó el significado de la Cuaresma al invitar a los fieles a convertirse con la mirada fija en la paciencia de Dios.

El Papa explicó que nos encontramos en un “año de gracia”: “el ministerio de Cristo, el tiempo de la Iglesia antes de su regreso glorioso, el tiempo de nuestra vida, que está marcada por una serie de Cuaresmas que nos son ofrecidas como ocasión de arrepentimiento y salvación”.

Aludiendo a la paciencia de Dios, el Santo Padre aseguró que “nunca es tarde para convertirse, ¡pero es urgente, es la hora!”.

Francisco, como es habitual, comentó las lecturas de la liturgia del día y se refirió también a los terribles sucesos y tragedias que acontecen. “Cada día, por desgracia, las crónicas reportan noticias feas: homicidios, incidentes, catástrofes… en el pasaje del Evangelio de hoy, Jesús se refiere a dos acontecimientos trágicos que en aquel tiempo habían suscitado un gran revuelo: una represión cruenta a manos de los soldados romanos en el interior del templo; y el derrumbe de la torre de Siloé, en Jerusalén”.



El Papa explicó que “Jesús conoce la mentalidad supersticiosa de aquellos que le escuchan y sabe que interpretan ese tipo de acontecimientos de modo equivocado”. Creen que “esos hombres que han muerto han sido castigados por Dios”.

Sin embargo, Jesús “rechaza esta visión porque Dios no permite las tragedias para castigar las culpas, y afirma que aquellas pobres víctimas no eran peor que los otros”. Incluso les dice: “Si ustedes no se convierten, morirán de la misma manera”.

“También hoy, frente a ciertas desgracias y eventos de luto, puede venir la tentación de ‘descargar’ la responsabilidad sobre las víctimas, o incluso sobre el mismo Dios”, alertó Francisco.

“Pero el Evangelio nos invita a reflexionar: ¿qué idea nos hemos hecho de Dios?, ¿estamos convencidos de que Dios es así o no es más que una proyección nuestra, un dios hecho ‘a nuestra imagen y semejanza’?”.

El Pontífice recordó entonces que Jesús “nos llama a cambiar el corazón, a hacer una inversión radical en el camino de nuestra vida, abandonando los compromisos con el mal, las hipocresías, para tomar decididamente el camino del Evangelio”.

A su vez, pidió a los fieles que no intenten justificarse porque “cada uno de nosotros se parece a un árbol que durante años ha dado múltiples pruebas de su esterilidad”, como narra la parábola del Evangelio del día.

“Que la Virgen María nos sostenga, para que podamos abrir el corazón a la gracia de Dios, a su misericordia; y nos ayude a no juzgar nunca a los otros, sino a dejarnos provocar por las desgracias cotidianas para hacer un serio examen de conciencia y arrepentirnos”. 

DIEZ COSAS QUE DEBES SABER SOBRE LA PUERTA SANTA


10 cosas que debes saber sobre la Puerta Santa
Por María Ximena Rondón


 (ACI).- Han pasado más de dos meses desde que el Papa Francisco dio inicio al Jubileo de la Misericordia abriendo la Puerta Santa de la Basílica de San Pedro en el Vaticano, tras lo cual se abrieron otras en todo el mundo.

La Puerta Santa permite que una persona, en el marco del Año Santo, gane una indulgencia plenaria si cumple con los requisitos mínimos. Pero ¿Qué es una Puerta Santa? Para responder a la pregunta ACI Prensa entrevistó al P. Donato Jiménez, sacerdote agustino recoleto y también profesor emérito de la Facultad de Teología Pontificia y Civil de Lima.

1.- ¿Qué es una Puerta Santa?

El P. Jiménez indicó que la puerta es un “símbolo humano” y ha estado presente desde siempre en todas las culturas. “El hombre tiene unas actitudes respecto a la puerta”: entrar y salir.

Por ejemplo: “todos le decimos a un amigo ‘Oye mi casa está abierta, cuando quieras llama a la puerta’ y a un enemigo le dices ‘no te quiero ver más por esta puerta’”.

En el caso de una Puerta Santa también se entra y se sale pero hay un elemento importante: se derraman unas bendiciones y gracias especiales cuando la cruzamos.

En un Jubileo, la Puerta Santa sirve para “indicar a los fieles que pasar por la puerta de la iglesia significa una actitud de acogida, de agradecimiento, de pedir perdón, de pedir nuevas gracias o saber con seguridad que vamos a recibir una bendición y eso es lo que significa”, explicó.

02.- ¿Qué significa pasar por la Puerta Santa?

Cada vez que cruzamos una Puerta Santa ganamos una gracia especial y esa es la indulgencia plenaria.

El sacerdote indicó que cruzarla supone una “renovación” y una “actitud de conversión y de arrepentimiento”. “La Puerta Santa significa todas esas cosas buenas y renovadas que tiene que poner el cristiano para cambiar de vida”, añade.

El presbítero señaló que cuando Cristo se refiere a sí mismo como la “puerta” significa que la persona encontrará en Él “la salvación, la seguridad, la acogida y el calor. Todas las condiciones para que esté seguro el redil dentro de la puerta y el que entre por ella está en libertad. Puede entrar y salir”.


03.- ¿Por qué la Puerta Santa solo se abre en un Jubileo?

El sacerdote indicó que en el Nuevo Testamento hay una palabra llamada “kairos” que hace referencia al tiempo más propicio en el que Dios concede todos sus bienes.

“Sabemos que Dios está listo para concedernos sus bienes en cualquier momento, pero hay un tiempo en especial donde Dios está más dispuesto a darnos lo que le pidamos. Este tiempo es el año del perdón, el Año de la Misericordia. El año de la circunstancia más ventajosa que puedes encontrar.”, explicó.

04.- ¿La Puerta Santa es un llamado para que la gente se acerque a Dios?

El P. Jiménez indicó que entrar por la Puerta Santa es entrar en la “acogida de Dios”, sobretodo en el “Dios de la misericordia”.

“Hay muchos cristianos fríos o que están alejados de la Iglesia. Con este Año Santo se les hace el llamado para que reflexionen: ‘Bueno soy un cristiano y tengo una relación con mi Padre Dios. Es cierto que tengo muchos pecados pero Dios es un Dios de perdón’”.

Así, prosiguió el sacerdote, cuando la persona se arrepiente se confiesa, cumple los requisitos previos y cruza la Puerta Santa obtiene la indulgencia plenaria, la manifestación de la “misericordia de Dios”.

“Entonces es el momento de aprovechar, Dios me hace llamadas por todas partes para que no nos alejemos del a Iglesia”, precisó.

05.- ¿Qué le pasa a una persona cuando cruza una Puerta Santa?

En primer lugar, el sacerdote dijo que cruzar una Puerta Santa “no es nada mágico”. Lo que la persona va a sentir “es aquello para lo que se ha preparado”.

“Es decir no es que la gente vaya a pasar la puerta y luego ya está se sale con una señal de la cruz, se santigua y ha cumplido. No. El que cruza la Puerta Santa tiene que hacerlo con espíritu de conversión y con un espíritu de renovación. Debe entrar confiado a Dios que es misericordioso”.

06.- ¿Por qué es importante la indulgencia plenaria?

“La indulgencia plenaria es una amnistía, es decir que Dios perdona todo: perdona todos los pecados, sean los que fueren y cuando sean”.

El P. Donato explicó que cuando uno se confiesa, se perdona el pecado pero permanece la culpa y las consecuencias.

Por ejemplo “yo robo un dinero que no es mío y lo gasto. Me arrepiento, voy a confesarme pero aún permanece la culpa de que yo ya no podré devolver el dinero”. La indulgencia plenaria borra esta culpa y las consecuencias, además de los pecados. El alma queda totalmente libre, como si la persona estuviera recién bautizada y si muere ya no tendrá que pasar por el purgatorio.

07.- ¿Qué condiciones se deben cumplir para cruzar la Puerta Santa y obtener la indulgencia?

El P. Donato dijo que antes de cruzar la Puerta Santa, y obtener la indulgencia, la persona debe confesarse, comulgar y rezar por las intenciones del Papa.

08.- ¿Cualquier persona puede abrir una puerta Santa?

No. El P. Donato Jiménez recalcó que la Puerta Santa sólo puede ser abierta por el Papa y por los obispos en los lugares que ellos designen.

09.- ¿Por qué no se abren las puertas de todos los templos?

Según el sacerdote, se eligen ciertos templos “sencillamente para llamar un poco más la atención”. Asimismo, indicó que una Puerta Santa no es algo “simple u ordinario” sino que es “extraordinario”.

Además, el P. Donato, comentó que las iglesias señaladas presentan una ocasión propicia para que la personas haga “una peregrinación”. Explicó que esta puede ser simplemente “salir de mi barrio e ir a esa iglesia que está a dos horas de mi casa”.

“Todo ese peregrinaje forma parte de la actitud de conversión y de deseo de recibir la gracia del creyente”, dijo.

10.- ¿Cómo se cruza una Puerta Santa?

Físicamente, se puede cruzar la Puerta Santa como “uno puede y según su devoción”. El P. Donato expresó que una persona puede pasar de rodillas, con la cabeza baja o “con una actitud que refleje que está pensando en ella”.

A nivel espiritual, la persona la cruza según su devoción y haciendo las oraciones que crea pertinentes. Añadió que hay otras personas que van con la intención de atravesar la Puerta Santa pero que no sienten nada, que no tienen la devoción o que no saben manifestarla. Sin embargo, ellos también “reciben la gracia de la indulgencia plenaria y del Jubileo siempre que cumplan con las condiciones anteriores”.

Si ya entendiste qué es una Puerta Santa ¿Qué estás esperando para cruzarla? Averigua cuántas hay en tu diócesis y comienza tu peregrinación espiritual.

PAPA FRANCISCO: NO NOS SALVAN EL PODER NI EL DINERO SINO LA SENCILLEZ DE LAS COSAS DE DIOS


Papa Francisco: No nos salvan el poder ni el dinero sino la sencillez de las cosas de Dios



 (ACI/EWTN Noticias).- En su homilía en la Misa celebrada esta mañana en la capilla de la Casa Santa Marta, el Papa Francisco subrayó que la salvación no viene de los poderes ni de “algo majestuoso”, sino “de lo pequeño” y la simplicidad de las cosas de Dios.

“En nuestra imaginación”, lamentó Francisco, “la salvación debe venir de algo grande, de algo majestuoso; solo nos salvan los poderosos, aquellos que tienen fuerza, que tienen dinero, que tienen poder: estos pueden salvarnos. ¡Y el plan de Dios es otro!”.

“La salvación solo viene de lo pequeño, de la simplicidad de las cosas de Dios”, aseguró.

En su homilía, el Santo Padre destacó en las lecturas de hoy el tema del “desprecio”, como el de Naamán, el Sirio pide al profeta Eliseo ser curado pero no aprecia el modo sencillo en el que se produciría esta curación. O el de los pobladores de Nazaret, que se indignan ante las palabras de Jesús.



Esa indignación, indicó el Papa, se debe a que el proyecto de la salvación de Dios no sigue nuestros esquemas, y no es “como nosotros pensamos que es la salvación, aquella salvación que todos nosotros queremos”.

Francisco recordó que los saduceos “buscaban la salvación en los acuerdos con los poderes del mundo, con el Imperio… unos con los acuerdos clericales, otros con los acuerdos políticos, buscaban la salvación así”.

“Cuando Jesús hace la propuesta del camino de salvación jamás habla de cosas grandes”, sino “de cosas pequeñas”, subrayó.

“Como preparación a la Pascua, yo los invito –también lo haré yo– a leer las Bienaventuranzas y a leer Mateo 25, y pensar y ver si algo de esto me indigna, me quita la paz. Porque la indignación es un lujo que sólo pueden permitirse los vanidosos, los orgullosos”.

El Papa destacó que “si al final de las Bienaventuranzas Jesús dice una palabra que parece… ‘Pero, ¿por qué dice esto?’. ‘Bienaventurado aquel que no se escandaliza de mí’, que no tiene desdén de esto, que no siente indignación”.

Francisco reiteró que “nos hará bien dedicar un poco de tiempo –hoy, mañana– y leer las Bienaventuranzas, leer Mateo 25, y estar atentos a lo que sucede en nuestro corazón: si hay algo de indignación y pedir la gracia al Señor de comprender que la única vía de la salvación es la ‘locura de la Cruz’, es decir el aniquilamiento del Hijo de Dios, del hacerse pequeño”.

sábado, 27 de febrero de 2016

PAPA FRANCISCO: LA CARIDAD ES EL FUNDAMENTO DE LA HISTORIA DE LA IGLESIA Y DE TODO HOMBRE

Papa Francisco: La caridad es el fundamento de la historia de la Iglesia y de todo hombre
Por Alvaro de Juana


(ACI).- “¡Cuánto desearía que en la Iglesia cada fiel, cada institución, cada actividad revelara que Dios ama al hombre!”, dijo esta mañana en el Vaticano el Papa Francisco.

Al recibir en audiencia a los participantes del Congreso Internacional promovido por el Pontificio Consejo Cor Unum sobre el tema “La caridad no tendrá fin jamás”, Perspectivas a diez años de la Encíclica Deus Caritas est”, el Santo Padre señaló que la caridad es el fundamento de la historia de la Iglesia.

“Es la historia del amor que hemos recibido de Dios y debemos llevar al mundo: esta caridad recibida y dada es el fundamento de la historia de la Iglesia y de la historia de cada uno de nosotros”. 

Deus Caritas est fue la primera encíclica de Benedicto XVI publicada en diciembre de 2005 y “trata un tema que permite recorrer toda la historia de la Iglesia que, entre otras cosas, es una historia de caridad”, según manifestó Francisco.



Francisco añadió que “la caridad, por tanto, está en el centro de la vida de la Iglesia, y es verdaderamente su corazón, como decía santa Teresa del Niño Jesús”.

Sobre el Jubileo de la Misericordia que se está celebrando ahora mismo señaló que “nos brinda también la ocasión de volver a este corazón palpitante de nuestra vida y de nuestro testimonio, al centro del anuncio de fe: Dios es amor”.

“Dios no tiene simplemente el deseo o la capacidad de amar; Dios es caridad: la caridad es su esencia, su naturaleza. Él es único, pero no es solitario; no puede estar solo, no puede cerrarse en sí mismo, porque es comunión, es caridad, y la caridad por naturaleza se comunica, se difunde. Así, Dios asocia al hombre a su vida de amor y, aunque el hombre se aleje de él, él no permanece distante sino que le sale al encuentro”.

En definitiva, “Caridad y misericordia están tan estrechamente vinculadas porque son el modo de ser y de actuar de Dios: su identidad y su nombre”.

Volviendo a la encíclica, Francisco subrayó dos rasgos: “nos recuerda es precisamente el rostro de Dios” y que “esta caridad quiere verse reflejada cada vez más en la vida de la Iglesia”.

Sobre el primer aspecto explicó que Dios “derrama incansablemente su caridad sobre nosotros y nosotros estamos llamados a ser testigos de este amor en el mundo. Por eso, debemos ver la caridad divina como la brújula que orienta nuestra vida, antes de encaminarnos en cualquier actividad”.

Sobre el segundo comentó que “la misión que desempeñan nuestros organismos de caridad es importante, porque acercan a muchas personas pobres a una vida más digna, más humana, y esto es algo muy necesario; es una misión importantísima porque, no con palabras, sino con el amor concreto puede hacer sentir a todo hombre que el Padre le ama, que es hijo suyo, destinado a la vida eterna con Dios”.

PAPA FRANCISCO CUENTA A LOS NIÑOS QUIÉNES SON LOS TRES SANTOS QUE LE LLEGAN AL CORAZÓN


Papa Francisco cuenta a los niños quiénes son los tres santos que le “llegan al corazón”




 (ACI).- Hace pocos días el Papa Francisco sostuvo un animado encuentro con un grupo de niños y sus padres, a quienes le contó cuáles son sus tres santos amigos: Santa Teresita del Niño Jesús, San Francisco y San Ignacio de Loyola.

Según señala Radio Vaticano, el Santo Padre respondió así a una de las preguntas que le hizo uno de los pequeños el pasado 22 de febrero en el Aula Pablo VI en ocasión de la publicación del libro “El amor antes del mundo. El Papa Francisco escribe a los niños” publicado por la casa editorial Loyola Press de los sacerdotes jesuitas estadounidenses.

“¿Qué santo usted admira más?”, preguntó uno de los niños presentes, y el Papa respondió: “tengo varios santos amigos, no sé a cuál admiro más, pero soy amigo de Santa Teresita del Niño Jesús, soy amigo de San Ignacio, soy amigo de San Francisco y los admiro a cada cual por alguna cosa. Pero yo diría que son los tres, quizás, que más me llegan al corazón”.

Luego de saludar en italiano, inglés y español, el Papa afirmó que “las preguntas más difíciles que me han hecho, no fueron en los exámenes los profesores, sino las que me hicieron los chicos”.



Francisco dijo que “contestar a una pregunta de un chico a uno lo pone en dificultad”, “porque el chico tiene algo que ve lo esencial y lo pregunta directamente, y eso produce un efecto en quien escucha la pregunta de maduración interior. O sea, los chicos hacen madurar a los grandes con sus preguntas”.

A otra de las preguntas de los niños, sobre si es difícil ser Papa, el Pontífice dijo que “es fácil y es difícil, como la vida de cualquier persona. Es fácil porque tenés mucha gente que te ayuda. Por ejemplo, ustedes, me están ayudando a mí ahora, porque mi corazón está más feliz y voy a poder trabajar mejor y hacer mejores cosas. Hay momentos difíciles porque las dificultades en todos los trabajos existen”.

Una niña argentina lo cuestiona luego "¿si no fuera Papa, qué quisiera ser?’", Francisco contesta: “¿Digo la verdad? Cuando yo tenía tu edad, si más o menos, la tuya. Cuando tenía la edad de ustedes iba con mi mamá o con mi abuela al mercado a comprar las cosas. En aquella época no había supermarket sino había el mercado en la calle, se llamaba feria, y estaba el puesto de la verdura, de la fruta, de la carne. Y a mí me gustaba ver cómo el carnicero cortaba la carne, con que arte. Entonces, yo dije que quería ser carnicero. Después estudié química, pero esa fue la primera vocación”.

¿Cómo se siente ser Papa?, pregunta otra niña: “Me siento tranquilo. Dios me dio la gracia de no perder la paz, es una gracia de Dios. Y me siento como que estoy terminando mi vida así, con mucha paz. Me siento bien por eso, porque siento que Dios me da paz. Y también me da alegría, por ejemplo, este encuentro con ustedes me da mucha alegría”.

El Papa Francisco agradeció la visita y afirmó que “para Jesús los niños eran como el reflejo del camino hacia el Padre. Cuando me encuentro con chicos salgo rejuvenecido, dan vida, y rezo por ellos, para que la vida de ellos sea buena”.

Con atención Francisco recibió después los regalos que los niños le llevaron: chocolates belgas, un silbato irlandés, unas botas de Australia, dulces de Sicilia, una estatuilla de Kenia, alfajores de Argentina.

A la niña china de She Shan el Papa le contó que en su oratorio tiene una imagen en la que está la Virgen de ese lugar y que a Ella le reza todos los días por China.

PAPA FRANCISCO RECIBE EN AUDIENCIA AL NUEVO PRESIDENTE DE ARGENTINA, MAURICIO MACRI


Papa Francisco recibe en audiencia al nuevo Presidente de Argentina, Mauricio Macri
Por Alvaro de Juana


El Papa y el Presidente de Argentina durante la audiencia. Foto: L'Osservatore Romano


 (ACI).- A primera hora de esta mañana en el Vaticano el Papa Francisco recibió al nuevo Presidente de la República Argentina, Mauricio Macri. Se trata de su primer encuentro después de que el mandatario fuese elegido Presidente el pasado diciembre de 2015.

El encuentro duró 22 minutos y tuvo lugar en la Biblioteca de Palacio Apostólico. Junto al Presidente acudió su mujer y una delegación del gobierno.

“Buenos días señor Presidente, ¿cómo le va?”, saludó Francisco a Macri al inicio de su encuentro. “¿Cómo le va, Francisco? Un gusto”, respondió este a su vez.

Poco antes de concluir la audiencia, que se desarrolló en español, se procedió al intercambio de regalos. El Pontífice le entregó un medallón decorado con un olivo. “Me gusta regalar este medallón a los jefes de estado. Es un olivo con dos ramas y algo en medio que no funciona, que está separado y el olivo lo une”, explicó Francisco. El medallón contiene una inscripción que dice: “Busca lo que une y supera lo separado”.

El Papa también le obsequió con un ejemplar de la exhortación apostólica Evangelii Gaudium y con una copia de su encíclica Laudato Si’: “Esto es para el cuidado del medio ambiente y la doctrina social de la Iglesia”, le dijo a Macri.



El dignatario, por su parte, hizo entrega al Pontífice de una Cruz de Matará (cruz tallada en madera de la tribu nativa argentina de Matará que fue evangelizada en el siglo XVI) y un poncho de vicuña de color marrón claro. También le entregó una colección de doce CD de música tradicional argentina: tangos y chamamé.

A su vez y como es habitual en estos casos, el Presidente se reunió con el Secretario de Estado del Vaticano, el Cardenal Pietro Parolin.

Luego del encuentro, el Presidente ofreció una rueda de prensa en la embajada de Argentina ante la Santa Sede en la que valoró la reunión con el Papa Francisco. “Estoy muy contento de la reunión, de volver a encontrarme con él” como “dos viejos conocidos en un nuevo rol que años atrás era imposible de imaginar. Él era Arzobispo de Buenos Aires y yo alcalde de esa misma ciudad”.

En la audiencia “recorrimos una agenda de los momentos que se viven en la Argentina, las cosas que pasan en el mundo y ratificamos que en aquello que podamos colaborar en conjunto lo haremos, y también estar en contacto como corresponde”, dijo Mauricio Macri.

“Le hablé de mi gran preocupación de unir a los argentinos, de dejar atrás los rencores  y disputas del pasado para trabajar en una agenda común que nos vincule al futuro y que resuelva los problemas del país que nuestro querido Papa tan bien conoce, y también resolver los problemas del narcotráfico”.

“Hablamos de esto y del daño que le ha hecho a la Argentina. Le he dicho que no solo espero que podamos interactuar siempre y trabajar en conjunto, sino trabajar intensamente con la Iglesia argentina que tiene tanta penetración de la realidad social de nuestro país”.

Después “le dije que sería una alegría que visitase la Argentina y él me dijo que este año su agenda no se lo permite pero que lo antes posible nos va a visitar”, explicó sobre una posible visita del Papa a su país natal.

Por su parte, el Santo Padre “también me dijo que es muy importante que nuestro país vuelva a restablecer relaciones con el mundo, que sea confiable para estar en un proceso de atraer inversión de trabajo y habló de la importancia de recuperar la cultura del trabajo”. “Él está muy preocupado por eso”, añadió Mauricio Macri.

En un comunicado posterior, la Oficina de Prensa del Vaticano informó de que “durante el transcurso de los cordiales coloquios, que manifiestan el buen estado de las relaciones bilaterales entre la Santa Sede y la República Argentina, han sido abordados temas de mutuo interés, tales como la ayuda al desarrollo integral, el respeto a los derechos humanos, la lucha a la pobreza y al narcotráfico, la justicia, la paz y la reconciliación social”.

“En tal contexto, ha sido subrayada la positiva contribución, sobre todo en el ámbito de la promoción humana y de la formación a las nuevas generaciones, ofrecida por el Episcopado y por las instituciones católicas en la sociedad argentina, de manera particular en la coyuntura económica actual”, concluía el comunicado.

martes, 23 de febrero de 2016

ELOGIO DEL PAPA FRANCISCO AL PUEBLO MEXICANO, TAN GRANDE, TAN BELLO


ELOGIO DEL PAPA FRANCISCO AL PUEBLO MEXICANO, "TAN GRANDE, TAN BELLO"


"Quiero decir una cosa, una cosa justa, sobre el pueblo mexicano. Es un pueblo de una riqueza, de una riqueza tan grande, es un pueblo que sorprende, ¡tiene una cultura! Tiene una cultura milenaria. ¿Ustedes saben que hoy, en México se hablan sesenta y cinco idiomas, contando aquellos indígenas? ¡Sesenta y cinco! 

Es un pueblo de gran fe, también ha sufrido persecuciones religiosas, hay mártires - ahora canonizaré algunos. Es un pueblo... no se lo puede explicar: es un pueblo que simplemente no se puede explicar porque la palabra "pueblo" no es una categoría lógica, es una categoría mítica. Y el pueblo mexicano... no se puede explicar esta riqueza, esta historia, esta alegría, esta capacidad de fiesta, y estas tragedias sobre las que ustedes han preguntado.

No puedo decir otra cosa... Esta unidad, también que este pueblo haya logrado no fallar, no terminarse con tantas guerras y cosas... ¡y las cosas que suceden ahora! Allí, en Ciudad Juárez, hubo un pacto de doce horas de paz por mi visita, después continuarán a luchar entre sí los traficantes. 

Un pueblo que aún tiene esta vitalidad sólo se explica por Guadalupe. Y yo los invito a estudiar seriamente el hecho de Guadalupe. La Virgen está allí. No encuentro otra explicación. Hay algunos buenos libros que explican cómo es, lo que significa... Y así se podrá entender un poco este pueblo tan grande, tan bello".

ESTAS SON LAS CIFRAS DE LA VISITA DEL PAPA FRANCISCO A MÉXICO


Estas son las cifras de la visita del Papa Francisco a México


 (ACI).- El Papa Francisco visitó México del 12 al 17 de febrero y según las cifras dadas a conocer hoy por la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), en total más de 10 millones 500 mil personas participaron en las actividades del Santo Padre, siendo la Misa en Ecatepec el evento más numeroso, con 301.200 fieles congregados.

Según las cifras difundidas este lunes, 10.572.272 personas “participaron en las Misas o encuentros con el Papa Francisco o en las vallas que se reunieron” a su paso por las seis ciudades de México que visitó.

Con respecto a los boletos, la CEM indicó que fueron entregados gratuitamente 882.225 entradas entre las 93 diócesis del país. Sin embargo, “al aproximarse la hora de cada Misa o encuentro se decidió dar acceso a varias personas sin boleto, garantizando la seguridad de todos los asistentes”.



Teniendo en cuenta los boletos entregados, a la Misa en Ecatepec le siguió la Eucaristía en Ciudad Juárez con 210.760 fieles, el encuentro con las familias en Tuxtla Gutiérrez con 109.199 personas, la Misa en San Cristóbal de las Casas con 100.000 fieles, y el encuentro con los jóvenes en Morelia con 85.500.

Luego sigue la Eucaristía en la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe con 35.366 personas, y la Misa en Morelia con 22.000 fieles.

Sin embargo, además de los eventos, la CEM también informó sobre el número de personas que se acercaron a las vallas para ver el paso del Santo Padre. La que más fieles reunió fue la valla del hospital infantil “Federico Gómez” a la Nunciatura el 14 de febrero, con 2.000.000 de personas congregadas.

Luego sigue la valla de la Nunciatura al aeropuerto de Ciudad de México, el 17 de febrero, con 1.200.000 de personas; la valla de la Nunciatura a la Basílica de Guadalupe, el 13 de febrero, con 1.100.000; las vallas en Ciudad Juárez también con 1.000.000 de personas; y la valla de la Basílica de Guadalupe a la Nunciatura con 850.000 fieles reunidos.

La visita del Papa a México necesitó de la ayuda de 242.066 voluntarios. Además estuvieron acreditados 3.298 periodistas mexicanos y 779 extranjeros provenientes de 30 países.

Sobre el número de obispos, estuvieron presentes 134 prelados mexicanos y 37 del extranjero.

PENSAMIENTO DEL PAPA FRANCISCO SOBRE JESÚS


¿DICES UNA COSA Y HACES LA CONTRARIA? NO ERES UN VERDADERO CRISTIANO, ASEGURA PAPA FRANCISCO


¿Dices una cosa y haces la contraria? No eres un verdadero cristiano, asegura el Papa
Por Alvaro de Juana



 (ACI).- El Papa Francisco celebró esta mañana la Santa Misa en la capilla de la Casa Santa Marta, donde aseguró que la vida del cristiano es hacer la voluntad de Dios y dar testimonio. A su vez, denunció a los cristianos que “falsean” su cristianismo y son hipócritas porque dicen una cosa y hacen otra.

“Ser cristiano significa hacer: hacer la voluntad de Dios. Y el último día –porque todos nosotros tendremos uno– ese día, ¿qué nos preguntará el Señor? Nos dirá: ‘¿Qué han dicho ustedes de mí?’. ¡No! Nos preguntará sobre las cosas que hemos hecho”, manifestó el Papa.

“Ésta es la vida del cristiano y por el contrario el solo ‘decir’ nos lleva a la vanidad, a aquel falsear el ser cristianos. Así no se es cristiano”.

Francisco afirmó que “Dios es concreto” y denunció que muchos cristianos son “hipócritas” en lugar de ser testimonio para los demás.



Al comentar las lecturas de la liturgia del día del profeta Isaías y el Evangelio de Mateo,  alertó sobre ‘decir’ una cosa y actuar de otra manera.

“El Señor nos enseña el camino del hacer. Y cuántas veces encontramos gente –también nosotros ¿eh?– muchas veces en la Iglesia que dicen: ‘¡Yo soy muy católico!’. ‘¿Qué haces?’. Cuántos padres se dicen católicos pero nunca tienen tiempo de hablarles a los propios hijos, de jugar con sus propios hijos, de escuchar a sus propios hijos”, comentó.

“Quizá tienen a sus padres en residencias de ancianos, pero siempre están ocupados y no pueden ir a verlos y los dejan abandonados. ‘¡Pero soy muy católico eh!’. ‘Pertenezco a esta asociación’. Esta es la religión del decir: ‘yo digo que soy así, pero soy un mundano’”.

Por tanto, lo de “decir y no hacer” es “un engaño” y el profeta Isaías pedía dejar de hacer el mal y aprender a hacer el bien, explicó el Santo Padre.

“La misericordia del Señor va al encuentro de aquellos que tienen la valentía de discutir con Él, pero de discutir sobre la verdad, de las cosas que yo hago o de aquellas que no hago, para corregirme. Y este es el gran amor del Señor, en esta dialéctica entre el decir y el hacer”.

El Pontífice terminó su homilía pidiendo que “el Señor nos de esta sabiduría de entender bien donde está la diferencia entre el decir y el hacer y nos enseñe el camino del hacer y nos ayude a ir en este camino, porque el camino del decir nos lleva al puesto donde estaban estos doctores de la ley, a los que les gustaba vestirse y ser casi como si fueran una majestad. ¡Y esta no es la realidad del Evangelio!”. 

PENSAMIENTO DEL PAPA FRANCISCO SOBRE EL SANTUARIO DE DIOS


miércoles, 17 de febrero de 2016

DISCURSO DEL PAPA FRANCISCO EN EL ENCUENTRO A LOS JÓVENES DE MÉXICO: 16 FEBRERO 2016


Discurso del Papa Francisco en el encuentro con los jóvenes de México


 (ACI).- El Papa Francisco está en Morelia y sostiene un encuentro con miles de jóvenes de todo México en el estadio “José María Morelos y Pavón”. A continuación el texto completo del discurso que pronunció en el multitudinario evento:

¡Buenas tardes! Ustedes jóvenes de México están aquí, que están mirando por televisión, están escuchando, quiero enviar un saludo y una bendición a los miles de jóvenes que en la Arquidiócesis de Guadalajara están reunidos en la Plaza San Juan Pablo II siguiendo lo que está pasando aquí y como ellos tantos otros... pero mandaron a avisar que eran miles, miles ya reunidos escuchando. Así que somos 2 estadios: la Plaza San Juan Pablo II de Guadalajara y nosotros aquí. Y después tantos otros también.

Yo conocía las inquietudes de ustedes porque me habían hecho llegar el borrador de lo que más o menos iban a decir: es la verdad para que les iba a mentir, pero a medida que hablaban también iba tomando nota de cosas que me parecían importantes para que no quedaran en el aire, sino aparecen en lo que yo resumí de lo que ustedes me habían dicho y como respuesta. Les cuento que cuando llegué a esta tierra fui recibido con una calurosa bienvenida y pude constatar ahí mismo algo que sabía desde hace tiempo: la vitalidad, la alegría, el espíritu festivo del pueblo mexicano.

«Ahorita», después de escucharlos, pero especialmente después de verlos, constato nuevamente otra certeza, algo que le dije al Presidente de la Nación en mi primer saludo. Uno de los mayores tesoros de esta tierra mexicana tiene rostro joven, son sus jóvenes. Sí, son ustedes la riqueza de esta tierra. Cuidado, no dije la esperanza de esta tierra, dije: «Su riqueza».

Una montaña puede tener minerales ricos que van a servir para el progreso de la humanidad, es su riqueza pero esa riqueza hay que transformarla en esperanza con el trabajo como hacen los mineros cuando van sacando esos minerales. Ustedes son la riqueza, hay que transformarla en esperanza. Y Daniela al final me echó un desafío y además también nos dio la pista sobre la esperanza pero todos los que hablaron cuando marcaban las dificultades, las cosas que pasaban afirmaron una verdad muy grande que todos podemos vivir pero no podemos vivir sin esperanza.

Sentir el mañana, no podemos sentir el mañana si primero uno no logra valorarse, si no logra sentir que su vida, sus manos, su historia vale la pena. Sentir, eso que Alberto decía que con mis manos, con mi corazón y con mi mente puedo construir esperanza. Si yo no siento eso, la esperanza no podrá entrar en mi corazón. La esperanza nace cuando se puede experimentar que no todo está perdido, y para eso es necesario el ejercicio de empezar «por casa», empezar por sí mismo. No todo está perdido. No estoy perdido, yo valgo, yo valgo mucho. Les pido silencio ahora. Cada uno se contesta en su corazón. ¿Es verdad que no todo está perdido? ¿Yo estoy perdido, estoy perdida? ¿yo valgo? ¿valgo poco? ¿valgo mucho?

La principal amenaza a la esperanza son los discursos que te desvalorizan, te van como chupando el valor y terminas como caído, ¿no es cierto? ¿como arrugado con el corazón triste? Discursos que te hacen sentir de segunda sino de cuarta. La principal amenaza a la esperanza es cuando sentís que no le importás a nadie o que estás dejado de lado.

Esa es la gran dificultad para la esperanza cuando en una familia, sociedad o escuela o en un grupo de amigos te hacen sentir que nos les importás. Y eso es duro, es doloroso ¿pero eso sucede o no sucede? ¿sí o no? Sí, sucede. Eso mata, eso nos aniquila y esa es la puerta de ingreso para tanto dolor. Pero también hay otra principal amenaza a la esperanza, la esperanza de que esa riqueza que son ustedes crezca y dé su fruto.Y es hacerte creer que empiezas a ser valioso cuando te disfrazas de ropas, marcas, del último grito de la moda, o cuando te volvés prestigio, importante por tener dinero pero, en el fondo, tu corazón no cree que seas digno de cariño, digno de amor. Y eso tu corazón lo intuye.

La esperanza está amordazada por lo que te hacen creer, no te la dejan surgir. La principal amenaza es cuando uno siente que tiene que tener plata para comprar todo, incluso el cariño de los demás. La principal amenaza es creer que por tener un gran «carro» sos feliz.

¿Es verdad esto que por tener un gran carro sos feliz?



Ustedes son la riqueza de México, ustedes son la riqueza de la Iglesia. Permítanme que les diga una frase de mi tierra, no les estoy “sobando el lomo”, no los estoy adulando. Y entiendo que muchas veces se vuelve difícil sentirse la riqueza cuando nos vemos continuamente expuestos a la pérdida de amigos o de familiares en manos del narcotráfico, de las drogas, de organizaciones criminales que siembran el terror.

Es difícil sentirse la riqueza de una nación cuando no se tienen oportunidades de trabajo digno. Alberto, lo expresaste claramente: posibilidades de estudio y capacitación, cuando no se sienten reconocidos los derechos que después terminan impulsándolos a situaciones límites. Es difícil sentirse la riqueza de un lugar cuando, por ser jóvenes, se los usa para fines mezquinos, seduciéndolos con promesas que al final no son reales, son pompas de jabón. Y es difícil sentirse rico así. La riqueza la llevan adentro, la esperanza la llevan adentro pero no es fácil por todo esto que les estoy diciendo que es lo que dijeron ustedes. Faltan oportunidades de trabajo y estudio dijo Roberto .y Alberto.

Pero, pese a todo, esto no me voy a cansar de decirlo: ustedes son la riqueza de México.

Roberto, vos dijiste una frase que se me escapó  cuando leí tu apunte, pero que quiero detenerme. Vos hablaste que perdiste algo y no dijiste perdí el celular, perdí la billetera con plata, perdí el tren porque llegué tarde. Dijiste perdimos el encanto de disfrutar del encuentro. Perdimos el encanto de caminar juntos, de soñar juntos y para que esta riqueza movida por la esperanza vaya adelante hay que caminar juntos, hay que encontrarse, hay que soñar, no pierdan el encanto de soñar!, atrévanse a soñar!.

Soñar que no es lo mismo que ser dormilones, eso no. Y no crean que les digo esto de ustedes  son la riqueza de México y de que esa riqueza con la esperanza va adelante,  porque soy bueno, o porque la tengo clara, no queridos amigos, no es así. Les digo esto y estoy convencido, ¿saben por qué? Porque como ustedes creo en Jesucristo. Y creo que Daniela fue muy fuerte cuando nos habló de esto. Yo creo en Jesucristo y por eso les digo esto: Él es quien renueva continuamente en mí la esperanza, Es Él quien renueva continuamente mi mirada. Es Él quien despierta en mí, o sea en cada uno de nosotros, el encanto de disfrutar, el encanto de soñar, el encanto de trabajar juntos. Es Él quien continuamente me invita a convertir el corazón.

Sí, amigos míos, les digo esto porque en Jesús yo encontré a Aquel que es capaz de encender lo mejor de mí mismo. Y es de su mano que podamos hacer camino, es de su mano que una y otra vez podamos volver a empezar, es de su mano que podemos decir: Es mentira que la única forma de vivir, de poder ser joven es dejando la vida en manos del narcotráfico o de todos aquellos que lo único que están haciendo es sembrar destrucción y muerte.

Eso es mentira y lo decimos de la mano de Jesús. Es también de la mano de Jesús, de Jesucristo el Señor que podemos decir que es mentira que la única forma que tienen de vivir los jóvenes aquí es la pobreza, la marginación; en la marginación de oportunidades, en la marginación de espacios, en la marginación de la capacitación y educación, en la marginación de la esperanza.

Es Jesucristo el que desmiente todos los intentos de hacerlos inútiles, o meros mercenarios de ambiciones ajenas. Son las ambiciones ajenas las que a ustedes los marginan para usarlos en todas estas cosas que yo dije que saben que terminan en la destrucción y el único que me puede tener bien fuerte de la mano es Jesucristo, Él hace que esta riqueza se transforme en esperanza.

Me han pedido una palabra de esperanza, la que tengo para decirles, la que está en la base de todo se llama Jesucristo.

Cuando todo parezca pesado, cuando parezca que se nos viene el mundo encima, abracen su cruz, abrácenlo a Él. Por favor, nunca se suelten de su mano aunque los esté llevando adelante arrastrando y si se caen una vez déjense levantar por Él. Los alpinistas tienen una canción muy linda que me gusta repetírsela a los jóvenes. En el arte de ascender el triunfo no está en no caer sino en no permanecer caído. Ese es el arte y ¿quién es el único que te puede agarrar de la mano para que no permanezcas caído?

Jesucristo el único, Jesucristo que a veces te manda un hermano para que te hable y te ayude, no escondas tu mano cuando estás caído. No le digas ‘no me mires que estoy embarrado o embarrada, no me mires ya no tengo remedio’. Solamente dejate agarrar la mano y agárrate a esa mano y la riqueza que tenés adentro sucia, embarrada, dada por perdida va a empezar a través de la esperanza a dar su fruto pero siempre de la mano de Jesucristo, ese es el camino. No se olviden en el arte de ascender el triunfo no está en no caer sino en no permanecer caídos.

No se permitan permanecer caídos, nunca, de acuerdo?. Y si ven un amigo o una amiga que se pegó un resbalón en la vida y se cayó, anda y ofrécele la mano pero ofrécela con dignidad, ponete al lado de él, de ella, escuchalo, no le digas te traigo la receta, como amigo, despacito, dale fuerzas con tu palabra, dale fuerzas con la escucha, esa medicina que se va olvidando. la “escuchoterapia”, déjalo hablar, dejalo que te cuente y entonces poquito a poco te va extendiendo la mano y vos lo vas a ayudar en nombre de Jesucristo. Pero si vas de golpe y le empiezas a predicar y  a darle y darle lo vas a dejar peor de lo que estaba. Nunca se suelten de la mano de Jesucristo , por favor, nunca se aparten de Él y si se apartan se levantan y siguen adelante. el comprende lo que son estas cosas.

Porque de la mano de Jesucristo es posible vivir a fondo, de su mano es posible creer que la vida vale la pena dar lo mejor de sí, ser fermento, ser sal, ser luz en medio de sus amigos, de sus barrios, de su comunidad, en medio de la familia. Después Rosario voy a hablar un poquito de esto que vos dijiste de la familia. En medio de la familia.

Por eso, queridos amigos, de la mano de Jesús les pido que no se dejen excluir, no se dejen desvalorizar, no se dejen tratar como mercancía. Jesús nos dio un consejo para esto, para no dejarnos excluir, para no dejarnos desvalorizar, sean astutos como serpientes y humildes como palomas, las dos virtudes juntas. A los jóvenes viveza no les falta.

A veces les falta la astucia para que no sean ingenuos. las dos cosas, astutos pero sencillos, bondadosos. Es cierto, que por este camino quizás que no tendrán el último carro en la puerta, no tendrán los bolsillos llenos de plata, pero tendrán algo que nadie nunca les podrá sacarles que es la experiencia de sentirse amados, abrazados, acompañados, es el encanto de disfrutar del encuentro, el encanto de soñar en el encuentro de todos Es la experiencia de sentirse familia, de sentirse comunidad y es la experiencia de poder mirar al mundo, a la cara con la frente alta, sin el carro, sin la plata pero la frente alta. La dignidad.

Tres palabras que las vamos a repetir: riqueza que se la dieron, esperanza porque queremos abrirnos a la esperanza, dignidad. ¿Las repetimos? Riqueza y se la dieron, esperanza porque queremos abrirnos a la esperanza, dignidad. ¿Las repetimos? Riqueza, esperanza, dignidad

La riqueza que Dios le dio a ustedes, ustedes son la riqueza de México, la esperanza que les dio Jesucristo  y la dignidad que les da el no dejarse “sobar el lomo” y ser mercadería para los bolsillos de otros.

Hoy el Señor los sigue llamando, los sigue convocando, al igual que lo hizo con el indio Juan Diego. Los invita a construir un santuario. Un santuario que no es un lugar físico, sino una comunidad, un santuario llamado parroquia, un santuario llamado nación.

La comunidad, la familia, el sentirnos ciudadanos, es uno de los principales antídotos contra todo lo que nos amenaza, porque nos hace sentir parte de esta gran familia de Dios. No para refugiarnos, para encerrarnos, para escaparnos de las amenazas de la vida o de los desafíos, al contrario, para salir a invitar a otros; para salir a anunciar a otros que ser joven en México es la mayor riqueza y por lo tanto, no puede ser sacrificada y porque es riqueza es capaz de tener esperanza y nos da dignidad. Otra vez las 3 palabras: riqueza, esperanza y dignidad. Pero riqueza esa que Dios nos dio y que tenemos que hacer crecer.

Jesús el que nos da la esperanza nunca nos invitaría a ser sicarios, sino que nos llama discípulos. Nos llama amigos. Jesús nunca nos mandaría al muere, sino que todo en Él es invitación a la vida. Una vida en familia, una vida en comunidad; una familia y una comunidad a favor de la sociedad. Y aquí Rosario retomo lo que vos dijiste, una cosa tan linda.

En la familia se aprende cercanía, se aprende solidaridad, se aprende a compartir, a discernir, a llevar adelante los problemas unos de otros, a pelearse y a arreglarse, a discutir y abrazarse y a besarse. La familia es la primera escuela de la Nación y en la familia está esa riqueza que tienen ustedes. La familia es como quien custodia esa riqueza, en la familia van a encontrar esperanza porque está Jesús, y en la familia van a tener dignidad. Nunca, nunca dejen de lado la familia. La Familia es la piedra de base de la construcción de una gran nación.

Ustedes son riqueza, tienen esperanza y sueñan, también Rosario habló de soñar, ¿ustedes sueñan con tener una familia?  Casi no escuché la respuesta.

Queridos hermanos ustedes son la riqueza de este país y, cuando duden de eso, miren a Jesucristo, que es la esperanza, el que desmiente todos los intentos de hacerlos inútiles, o meros mercenarios de ambiciones ajenas. Les agradezco este encuentro y les pido que recen por mí. Gracias.

Antes de concluir el encuentro, el Santo Padre dijo estas breves palabras

Los invito a rezar juntos a nuestra Madre de Guadalupe y a pedirle que nos haga conscientes de la riqueza que Dios nos dio. Que nos haga crecer en nosotros, en nuestro corazón la esperanza en Jesucristo y que andemos por la vida con dignidad de cristianos.

Dios te salve María….

Que los bendiga Dios Todopoderoso, el Padre, y el Hijo y el Espíritu Santo. Y por favor no se olviden de rezar por mí. Gracias.

IMÁGENES DEL PAPA FRANCISCO EN MÉXICO
























NIÑA QUE SOLO TIENE MEDIO CORAZÓN CORRIÓ, ABRAZÓ Y ALEGRÓ AL PAPA FRANCISCO EN MÉXICO


Esta niña que solo tiene medio corazón corrió, abrazó y alegró al Papa en México
Por María Ximena Rondón


(ACI).- Sabrina Puig, tiene ocho años y sólo la mitad del corazón. Esta pequeña tiene una enfermedad llamada ventrículo izquierdo hipoplásico, debido a que un lado del corazón no se le desarrolló. Ha sido operada cuatro veces y depende de los médicos para sobrevivir. Esta niña tuvo la oportunidad de abrazar al Papa Francisco en México.

Sabrina pasó la valla de seguridad afuera de la Nunciatura Apostólica en Ciudad de México y corrió hacia el Santo Padre a quien abrazó con fuerza.

Su madre, Karla Robles, dijo a ACI Prensa que la niña puede realizar las mismas actividades cotidianas de cualquier otra persona, aunque se cansa rápido. No puede hacer mucho ejercicio. Para ayudarla, están inscritas en la fundación Kardias, que atiende a niños con problemas cardiacos.


Gracias a la fundación, ayer 14 de febrero, ambas fueron junto a otros nueve niños, acompañados de sus padres, a esperar al Pontífice afuera de la Nunciatura.

“Tuvimos la fortuna de estar al frente de la puerta, ahí nos acomodaron. Yo no sabía pero la sección amarilla era para los enfermos y el Papa sabe que ellos necesitan su saludo y su bendición, creo que por eso se acercó”, comentó Karla.

Sabrina y ella estaban detrás de la valla colocada para contener a las personas, pero cuando salió el Papa la gente “nos empezó a empujar y para protegerla la saqué de la barra donde estaban las sillas de ruedas. Entonces se puso a correr hacia el Papa”.

“Estuve muy emocionada y Sabrina también me dijo: ‘¡lo abracé, lo abracé!’. Estaba muy contenta, se durmió con rosario que repartieron los que iban con el Papa. Incluso está preguntando que por qué el Papa tiene que vivir en Roma”, narró a ACI Prensa.

Karla también comentó que Sabrina está ahora más interesada en la religión católica  y que ella está “orgullosísima de que haya tenido esta oportunidad… me parece padrísimo y envidiable. Fue muy emotivo para mí y es un recuerdo que durará toda la vida”.

Esta madre comentó que la gente de seguridad se mostró muy amable con todos los asistentes. Les decían: “¿Cómo están?, ¿Cómo se sienten? (el Papa) Ya va a salir, espérennos tantito”.

VATICANO SE PRONUNCIA TRAS REGAÑO DEL PAPA FRANCISCO A JOVEN EN MORELIA


Vaticano se pronuncia tras regaño del Papa Francisco a joven en Morelia


 (ACI).- El director de la Oficina de Prensa del Vaticano, P. Federico Lombardi, explicó a la prensa que lo ocurrido en Morelia con un joven que casi hace caer al Papa Francisco es un hecho sin mayor importancia.

El vocero vaticano consideró que la reacción papal de llamar la atención del joven fue natural. "Es una reacción muy humana, muy normal… cualquiera ante una situación similar habría reaccionado de esa forma, más aún después de una larga jornada de actividades", indicó.

Explicó que después de muchos encuentros en los que "pone todas sus energías en ser cariñoso con todos, y es tomado de una parte por caer, esto realmente es algo que puede hacer algo de nervosidad (nerviosismo)".



Reiteró que el incidente no tiene mayor importancia y que el Pontífice continuó sus actividades con el mismo entusiasmo y cariño por el pueblo de México.

Al concluir el encuentro con los jóvenes en Morelia, el Papa Francisco se acercó a quienes querían saludarlo. Mientras le daba un rosario a uno de los que se amontonaban para verlo, alguien provocó que el Santo Padre cayera sobre un muchacho con discapacidad lo que generó la severa corrección del Pontífice.

“Por favor”, dice el Papa antes de caer sobre un muchacho con discapacidad producto del jaloneo y la disputa de los jóvenes por un rosario que obsequió. “¿Qué te pasó? ¡No seas egoísta! ¡No seas egoísta!”, dijo enérgico el Papa al reponerse.

martes, 16 de febrero de 2016

IMÁGENES DEL PAPA FRANCISCO EN SU VISITA A UN HOSPITAL PEDIÁTRICO EN CIUDAD DE MÉXICO


PAPA VISITA UN HOSPITAL PEDIÁTRICO 
EN CIUDAD DE MÉXICO.


Queridos amigos, compartimos con ustedes unas hermosas imágenes de la visita del Papa Francisco al hospital pediátrico «Federico Gómez» de Ciudad de México.
En cada pequeño paciente, el Papa quiso abrazar a todos los niños enfermos del mundo y a sus familias.

Entre otras cosas, el Papa les dijo: "Quiero pedirle a Dios que los bendiga, los acompañe a ustedes y a sus familias, a todas las personas que trabajan en esta casa y buscan que esas sonrisas sigan creciendo cada día.

A todas las personas que no sólo con medicamentos sino con «la cariñoterapia» ayudan a que este tiempo sea vivido con mayor alegría. ¡Tan importante «la cariñoterapia»! ¡Tan importante! A veces una caricia ayuda tanto a recuperarse".